Paralizadas las inversiones en Cancún por suspensión del PDU

  • 18 mayo, 2017 |

Cancún.  – La anulación del Programa de Desarrollo Urbano (PDU) de Cancún abre la posibilidad jurídica para que cualquiera pueda ampararse contra todos los actos administrativos realizados al amparo del PDU, aprobado en la pasada administración municipal de Paul Carrillo, incluyendo cambios de uso de suelo y autorización de licencias de construcción, y detiene la posibilidad que cualquier proyecto se pueda realizar en tanto no haya un ordenamiento legal en vigor.

Lo anterior ha creado una total incertidumbre entre empresarios y hoteleros por la suspensión del PDU del municipio de Benito Juárez por parte de la Suprema Corte de justicia del estado, luego de que un par de días atrás se dio a conocer que un magistrado del Tribunal Superior de Justicia del estado de Quintana Roo concluyó que es ilegal el Programa de Desarrollo Urbano de Cancún, luego de un juicio promovido por un grupo empresarial y organizaciones civiles.

Como se recordará el magistrado anuló la licencia de construcción emitida por el Ayuntamiento de Benito Juárez a favor del grupo hotelero Riu Riviera-Cancún, de 536 habitaciones y una inversión anunciada de 95.6 millones de dólares en un predio ubicado en Punta Nizuc por ser una zona ambientalmente frágil y a pesar de que en ese entonces el proyecto no contaba aún con la autorización de impacto ambiental.

Sin embargo, el origen de esta medida se encuentra en un litigio entre la familia Cosío, propietario del Grupo Hotelero Las Brisas, y la familia Riu, dueños de la cadena del mismo nombre, a raíz del hotel que los españoles querían levantar junto al de los mexicanos, a quienes no gustó que junto a su hotel de lujo hubiera un todo incluido con precios más económicos.

Pie de foto: La anulación del PDU significa evitar que se construya un hotel, pero también la paralización del desarrollo de Cancún, además de que la posibilidad de revocar licencias ya emitidas.

Comentarios

comentarios


Sobre

Leave Comment