Desaparece Niurka del escenario político.

 

Una vez que se dictó el auto de formal prisión de Gregorio Sánchez Martínez, sus incondicionales uno a uno fueron desapareciendo del mapa político, al poner tierra de por medio, tal como lo hizo el ex tesorero de la comuna y ahora Niurka Sáliva de Sánchez, quien al parecer huyó del país presuntamente por vínculos con el tráfico de cubanos.

De acuerdo a la revista Contralinea uno de los testigos protegidos quien se identifico como “Zajed” y colaboró con la organización criminal comandada por Arturo Beltrán Leyva, entre 2007 y hasta finales de 2009, él se desempeñaba como operador financiero, manejando todo lo que eran recursos de pago de nóminas a funcionarios, sobornos y en ocasiones negociaciones con otros grupos, como Los Zetas con quienes tenían un pacto de no agresión.

En su declaración que consta en la averiguación previa PGR/SIEDO/UEIDCS/315/, afirma “mi principal actividad era el trato con funcionarios de todos los niveles, como por ejemplo secretarios de Seguridad Pública, jefes de policía, jefes de dependencias policiacas, notarios y otros muchos funcionarios del mismo nivel, por citar alguno el presidente municipal Gregorio Sánchez Martínez, de quien voy a citar sus nexos con los cárteles de los hermanos Beltrán Leyva y de Los Zetas, en actividades relacionadas con lavado de dinero”.

Destaca que uno de los tantos negocios que maneaban con los Beltrán Leyva y Gregorio Sánchez Martínez fue el tráfico de indocumentados cubanos, rusos y chinos, cuyos parientes viven en Estados Unidos, y para poder sacarlos de sus países de origen los familiares de estos indocumentados depositaban dinero en cuentas abiertas en bancos estadunidenses.

Comentarios

comentarios


Sobre

Leave Comment